¿En dónde estamos parados?

Bien, leo que hay cierta ignorancia, hasta en muchos médicos (como el Dr Narro) por los textos que se difunden, en cuanto a la situación con la pandemia por lo que trataré de aclarar la situación. El confinamiento en casa y todas las medidas adoptadas no son ni fueron para que se muriera o se fuera el virus, fueron y siguen siendo son para que no hubiera tantos enfermos en tan poco tiempo que no se dieran abasto las instituciones de salud del país para atender a tanto caso grave. Cosa que hasta el momento y afortunadamente, se ha evitado.

Hay que recordar una vez más el desastroso estado en que el inolvidable PRIAN dejó el Sistema de Salud Nacional (Peña Nieto y su Dr Narro dejaron 307 hospitales arrumbados sin concluir) y el sexenio anterior estatal con su Dr Echevarría al frente sabemos cómo dejaron los hospitales generales. Ni gasas dejaron. Inevitablemente, tendrá que enfermarse un 70 a 80% de la población (si es que no hay tratamiento efectivo o vacuna antes) para que suceda el efecto rebaño y entonces sí, pudiésemos cantar victoria.

En ese tenor, que haya estados con menos o con más casos es irrelevante siempre y cuando no se saturen los servicios para atender a los enfermos ( que hasta hoy no ha sucedido afortunadamente en ningún lugar del país) por que en la línea de tiempo el número de enfermos va a ser el mismo (70 a 80% de la población), solo que pausadamente, no todos al mismo tiempo.

De ese modo, no me explico que haya médicos que no entiendan eso.  Los estados con más casos tardarán más en volver a sus actividades normales por el mismo riesgo de que si vuelven antes, se multipliquen los casos y se saturen los sistemas de salud. Los que tiene menos casos, si al volver a la normalidad se multiplican éstos, tendrán que regresar a las medidas de confinamiento. Las medidas son únicamente para alargar los casos en una línea de tiempo y que no se rebase la capacidad de atención de la población.

Así que como dijo Sabina, que no les vendan amor sin espinas, que las verdades no tengan complejos, que las mentiras parezcan mentiras parezcan mentiras y todos junto pedirle a Quirino, que no nos cierre el bar de la esquina. 

Paco Casillas.


THE INNER LIGHT

“Un poco de ingenuidad nunca se aparta de mí  y es ella la que me protege”

Antonio Porchia.

PROYECTARSE:  La proyección es un mecanismo de defensa por el que el sujeto atribuye a otras personas las propias virtudes o defectos, incluso sus carencias.

EL fin de semana anterior el Dr López Gatell habló precisamente sobre la proyección en relación a las críticas de la oposición al trabajo que en el Sector Salud  se están realizando en cuanto a la crisis actual por el Coronavirus.

Y lo explico así. Tú proyectas lo que eres. Lo que llevas dentro. No se puede proyectar nada más. Si tu alma está llena de odio, de rencores, de venganzas, hablarás y atribuirás en otros solo odios, rencores y venganzas. Si eres una persona imbuida de violencia, proyectarás siempre violencia en tus maneras, en tus gestos y lo atribuirás a tus interlocutores.  Si has corrido por la vida haciendo trampas y cochupos, fregándote a quién se deje, serás una persona que desconfía de todo y de todos

En esa situación se encuentran los políticos de oposición y de ese modo hay que entenderlos. Acostumbrados a que en el pasado todo se manejaba en lo oscurito, se maquillaban cifras, se ocultaba información, se hacía negocio en todo lo que significara insumo, no se informaba a tiempo y verazmente, y los funcionarios de todo tipo no eran los más capaces sino los más compitas del poder en turno, son incapaces de ver otra cosa que no sea lo que ellos llevan dentro. Su luz interior no es luz, es oscuridad y ello es lo que proyectan y lo que a diario expresan.

Truculencias. Mezquindandes. Esperando haya muchos decesos para poder denostar al actual régimen. En fin, proyectando lo que son o en lo que se convirtieron como funcionarios de gobiernos pasados.

De ese modo los entiendo. Y los comprendo. Y a lo que se ve, son incapaces de cambiar su esquema mental.

Por eso pienso, vendrá una nueva generación de jóvenes políticos de oposición, con otra panorámica del quehacer político que represente de verdad una verdadera oposición.

Y no significa ello que hoy todo esté hecho ni mucho menos. EL mundo siempre será un mundo inacabado y siempre habrá mucho por hacer. Y en nuestro país, queda mucho, mucho por hacer.

Y es en ese quehacer, en el que la oposición de hoy ha sido claramente incapaz.

Paco Casillas.

COMUNICADO BREVE A QUIENES LUCRAN SEMBRANDO PÁNICO.

Y tratando de ser aclaratorio para la gente normal, aquella que no necesita asustar a otros para lograr un cargo público. O que no le interesa tener un cargo público.

Ensayo dedicado a que cada quién, en su entendimiento, saque sus propias conclusiones.


Coronavirus inicia en China a mediados diciembre 2019.

Estamos en marzo 2020.

Hasta el 17 de marzo por la tarde, según datos oficiales ( quienes descalifican los datos oficiales les recomiendo, no seguir leyendo, se van a decepcionar) teníamos en México:

93 casos confirmados

206 sospechosos

672 negativos

86% ambulatorios
14% hospitalizados
9% estables
2% graves
3% recuperados.

Vamos las fases de la medicina preventiva ante “coronavirus”.

Fase I.-  Se trata de una etapa con números reducidos de infectados que contrajeron el virus fuera del país. No hay medidas estrictas de sanidad (como cerrar fronteras o cancelar actividades normales) salvo las indicadas para prevenir la propagación como reducir el contacto físico, lavarse constantemente las manos, supervisión de casos detectados, divulgación de información pertinente en oficinas y escuelas y estar atento a los medios de comunicación oficiales. 

Fase 2.- Esta etapa inicia cuando se empiezan a detectar contagios del virus entre personas dentro del país y que no hayan tenido necesariamente contacto con pacientes expuestos fuera de México. En este periodo de contagio local suele aumentar rápidamente el número de casos registrados y se toman medidas como suspensión de clases, implementación del trabajo a distancia o home office, cancelación de eventos masivos como conciertos y cese de actividades en espacios cerrados como cines o bares. 

Suele llegar entre 40 y 50 días después de la detección del primer caso, pero López-Gatell ya dijo que en el caso del coronavirus Covid-19 podría adelantarse su implementación en México. 

Fase 3.- Esta etapa se da cuando el virus afecta a miles de personas en varias localidades. Por su urgencia, se ponen en marcha protocolos sanitarios más drásticos como la cuarentena generalizada. 

Claramente las fases de la medicina preventiva.

En México estamos en Fase I aunque hay políticos y medios oportunistas que han alarmado a la población  exigiendo se cierre el país tal como si ya estuviésemos en fase 3.

Entiendo la histeria, entiendo el pánico y entiendo quiénes lo han sembrado.

Parar un país no es cosa de juego. Mucha gente depende de su ingreso diario.

Por doña Ro y por la Missy Brown tengo trato muy cercano con meseros, bartenderes, músicos y etc.  Ellos, por el pánico que se ha generado, están hoy sin trabajo, no sabemos hasta cuándo y son personas que viven del trabajo diario como muchos otros de nosotros. Esa afectación nos va a llegar, es inevitable que entremos en la fase 2, pero no había necesidad de que les llegara antes de tiempo lo que no evita llegue fase 2 y si causa daño vital en sus ingresos. 

Inevitablemente vamos a entrar a la fase 2, cuando se entre en ella, se aplicarán las medidas correspondientes a la fase 2. 

Deseo solo dejar las cifras. Hasta el momento en el país hay un solo fallecimiento. Señal de que el satanizado gobierno no lo está haciendo tan mal.

Deploro y denuncio la tan mala actuación y mala fe de los políticos y los medios que tanto daño están haciendo difundiendo  alarmas injustificadas. Eso no implica no tener precauciones. Se tienen y gracias a ello tenemos hasta el momento pocos enfermos y saldo limpio. 

Las cifras no mienten. Los casos van a aumentar y la estulticia de esos políticos va a aumentar.

Recomiendo leer, para quién no lo haya leído, La Peste de Albert Camus.  Presenta de como en casos de crisis, hay personas que sacan lo mejor de sí mismo y otras que muestran lo peor.

Aquí hay quiénes están mostrando lo peor.

Gran decepción.

Sigamos atentos a los que dicta la Secretaría de Salud  y a sus recomendaciones.

Paco Casillas.